Copérnico y la manteca   ¡Actualizado!


copernicoQuién de nosotros no se ha deleitado comiendo, alguna vez, unas buenas porciones de pan con manteca?.  Al momento de saborearlo, en realidad le estamos haciendo honores a uno de los más grandes científicos de la historia: Nicolás Copérnico.

Fue un astrónomo polaco nacido en 1473, autor de la teoría heliocéntrica del Sistema Solar, que además de su amor por el Universo, fue físico, matemático, jurista, gobernador, diplomático y economista.  En 1519, Copérnico se encontraba en la ciudad de Allenstein, una ciudad situada en el noreste de Polonia, cuyo nombre en polaco es Olsztyn.

Edificio del ayuntamiento en Olsztyn

Edificio del ayuntamiento en Olsztyn

Allí vivía este hombre, en el castillo principal, ya que era administrador de la ciudad y a cargo de la defensa durante la guerra polaco-teutónica de 1519 a 1521, una contienda que tenía a mal traer a su ciudad que cayó sitiada justamente en esos años. Como si el sitio a Allenstein fuera poco, una plaga cayó sobre la población causando muchas muertes y terribles problemas. Como buen científico, Copérnico se puso rápidamente a investigar que era lo que causaba tanto daño, así que obligó a sus habitantes a distintas dietas rigurosas y bien controladas sobre diferentes grupos de personas en diversos lugares.

Gracias a ello, se pudo determinar que la causa de la plaga era simplemente el consumo de pan en mal estado.  Lo que no pudo determinar el científico-gobernante es si el pan estaba siendo contaminado por el enemigo o sencillamente se contaminaba por la suciedad reinante. Para solucionar esto, Copérnico emitió la orden de untar el pan con algo de color claro, de tal manera que pudiera identificarse si lo introducían los sitiadores o al mismo tiempo, ver si se ensuciaba.

Optaron por recubrirlo con manteca, producto que en esa época se utilizaba para cocinar y era relativamente económico y popular.

Así acabaron con la plaga y sin querer, inventaron el pan con manteca, bocado que se hizo popular a partir de aquel acontecimiento y es conocido actualmente en el mundo entero. 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *