El Bergantín abandonado


mary_celeste(1)El Mary Celeste fue un bergantín de 30 metros de eslora y más de 280 toneladas de peso. Sin dudas, un barco más que imponente.  El 7 de noviembre de 1872 zarpó desde el puerto de Nueva York al mando del capitán Benjamín Briggs.

El marino viajaba con su hijita de dos años y su esposa, además de una tripulación de siete veteranos hombres de mar, con una carga de 1700 barriles de alcohol industrial con destino a Génova, en Italia.  Un mes después, el 5 de diciembre, otro barco avistó al Mary Celeste cerca de las Azores. Sin embargo, el barco navegaba solo, a la deriva y sin nadie a bordo.

Comenzaba de esta manera uno de los misterios más grandes de la historia marítima. El capitán del Dei Gratia, el barco que se acercó al Mary Celeste para saludarlo al cruzarse, notó que la situación era extraña.  Envió una comitiva de marinos que examinaran la nave y encontraron que no había signos de violencia, la ropa estaba perfectamente ordenada en los cajones de los camarotes, los utensilios y la comida en perfecto estado y la carga sin tocar.

El diario de navegación estaba en el cuarto del capitán y la última anotación era del 24 de noviembre. El barco fue remolcado a puerto para su mejor investigación y las hipótesis de todo tipo fueron descartándose una a una: ni crímenes, ni tormentas, ni piratas ni naufragio.  El misterio del Mary Celeste aún permanece intacto a pesar de haber pasado más de 130 años y es uno de las más grandes incógnitas del mar.

¿Qué se hicieron esas diez personas? ¿ huyeron del bergantín?…¿O tal vez fueron secuestrados por fuerzas misteriosas?.bergantin

 

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *