La Isla


isla-terremoto-pakistan-2Nuestro bello mundo es un ser vivo. O al menos eso parece.

El 24 de septiembre de 2013, un terremoto de 7,7 grados en la escala Richter, sacudió Pakistán, dejando un saldo de 350 muertos y más de 100.000 personas sin hogar.

Sin embargo, más allá de lo lamentable del resultado humano, se produjo un fenómeno que no deja de asombrar.

Apenas media hora después del fuerte movimiento sísmico, los pobladores del pueblo costero de Gwadar se quedaron atónitos cuando vieron emerger lo que en principio parecía una enorme ballena a unos mil metros de la costa.  Se trataba de una colina que poco a poco fue saliendo a la superfice hasta formar lo que se convirtió en una isla de proporciones importantes.

Desde el fondo del mar, había ascendido una montaña de rocas hasta elevarse unos veinte metros por encima del nivel del agua y cubrir un área que supera los cien metros de largo.  Tiene una superficie irregular formada en su mayoria por lodo y arena, con una zona cubierta de roca sólida.  En un principio, cuando los primeros pobladores fueron llegando para ver de que se trataba, hallaron peces muertos en la superficie y se podía oir el escape de gases, sin percibir olor alguno.  Cuando algún intrépido acercó un fósforo a una de las fisuras que aún se agitaban, la llama se encendió, sin que el agua pudiera sofocarlo.descarga (1)130926111445_isla_pakistan_464x261_afp

La historia que circula por esta zona de Pakistán afirma que una colina similar emergió del mar en 1945, y que fue llamada Zakzala Koh, o la colina del terremoto. Aunque el montículo que apareció en esa oportunidad no emergió cerca de Gwadar, sino a más de 100 kilómetros hacia el este, sí ocurrió en la misma costa, que recibe el nombre de Makran.

La costa de Makran se caracteriza por su alta actividad sísmica, y alberga varias colinas conocidas como volcanes de barro, con cráteres en la cima desde los que se cuela gas metano, todo esto a lo largo de 700 kilómetros de costa.  Estos volcanes están tierra adentro, y allí han estado por mucho tiempo. Pero las formaciones similares que emergen en el mar normalmente son barridas por el agua al cabo de un tiempo.descarga descarga (2)

Los científicos opinan que este fenómeno es parte de un proceso continuo del movimiento de masa terrestre a través de los océanos que provocó el choque del subcontinente indio con Eurasia y creó las fallas geológicas, algunas de las cuales atraviesan la costa de Pakistán.

La isla que surgió en Gwadar es la cuarta en esta región desde 1945, y la tercera en los últimos 15 años, ya que  en 1999, y de nuevo en 2010, aparecieron islas a menos de mil metros de la costa de Omara, justo debajo del delta del río Hingol.

Imagen satelital

Imagen satelital

Los geólogos dicen  que la actividad sísmica en el lecho marino ha generado conductos de gas hasta tierra adentro, y esta es la causa de la formación del Chandragup y otros volcanes de lodo. Pero mientras que estos volcanes llevan siglos en la costa de Makran, las islas que brotan en el mar apenas duran unos meses.  Una de las razones es que tras un período de tiempo, se alivia la presión que empujó el fondo del mar hacia la superficie, y esto hace que la isla vuelva a sumergirse. Otra razón es que el material fangoso y granulado de los sedimentos marinos pronto comienza a erosionarse debido a la acción del mar y en un tiempo no muy lejano la isla habrá desaparecido, y sólo quedará el recuerdo y su huella en el fondo del mar.

El planeta respira, se mueve y vibra. Y cada veinticuatro horas, minuto a minuto en algun lugar del mundo sucede algo que impacta por su extraordinario poder natural.

—————————-

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *