Lo Sabías?


imagesEn el año 1831, un diario de Barcelona quiso poner en práctica la técnica de la litografía incorporada a sus talleres. Aprovechó la fecha de Navidad para saludar a sus lectores y mostrar sus adelantos de impresión.

Así nacieron las tarjetas navideñas, aunque la idea original se le atribuye al londinense Henry Cole, quien en 1843, al no tener tiempo para escribirles cartas a sus amigos, le encargó a una imprenta una postal con el texto “Feliz Navidad y Próspero Año Nuevo”. En 1862 comenzaron a imprimirse en serie y en 1893, la costumbre recibió la confirmación real cuando la Reina Victoria encargó mil tarjetas a una imprenta británica.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *