Los Cráneos de Paracas


 Diversas culturas muy separadas geográficamente y distantes en el tiempo, han practicado la deformación craneal, incluso con pruebas de esto en épocas anteriores a la escritura humana. Hoy en día por ejemplo, esto se acostumbra a hacer todavía en algunas regiones de Vuanatu, un estado independiente del Pacífico Sur, donde se considera superior, mas inteligente y cercana al mundo espiritual, a una persona con el cráneo deformado.cráneos_deformados_la_libertad descarga (5) images (3) images (4) OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Esta costumbre ha generado gran atención en la cultura Paracas, que vivieron en la costa de Perú, al sur de Lima. Algunas estimaciones indican que los paracas habitaron la region entre el 700 a.C y el 1000 d.C.   El arqueólogo Julio Tello, que está considerado como el padre de la arqueología peruana, realizó estudios en estas zonas en 1928 y encontró más de 300 cráneos deformados en grandes lotes de materiales fúnebres. Un aspecto intrigante y aún no del todo explicado de esta cultura es el hecho de que la nobleza paraca realizaba deformaciones craneales, hallándose por lo menos cinco formas distintas de alteraciones en diferentes cementerios.

Cerca del pueblo de Pisco, en un poblado llamado Chongos, al norte de Paracas, se han encontrado las llamadas “cabezas de cono” por la forma que han tomado los cráneos. Las pruebas que se han hecho sobre estos cráneos ha demostrado que la capacidad es de un 25 % más que un cráneo normal y pesan un 60% más, aunque las cavidades oculares también son mayores y la mandíbula mas grande y compacta.

Otro de los puntos a tener en cuenta es el color rojizo-marrón del antiguo pueblo de Paracas y su altura inusual que no es típica de la región, por lo que se piensa que es posible que estas personas emigraron desde otra parte del mundo, posiblemente, de Georgia, donde se han encontrado otros cráneos alargados datados en 2.000 años de antigüedad.

Investigaciones recientes han avivado aún más el misterio. Según los últimos resultados, el ADN no pertenecería a un ser humano, algo que se sospechaba desde hace años atrás cuando surgieron dudas respecto estas deformaciones muy difíciles de lograr. Estos cráneos tienen una sola placa parietal en lugar de dos, algo que no se puede lograr con la técnica del alargamiento craneal, con lo cual podría estimarse que estas calaveras no pertenecerían a una raza conocida o bien, directamente, no son humanos aunque esta última afirmación podría parecer salida de una novela de ficción.

El director del museo de Paracas, ha permitido la extracción de diversas partes de algunos de los cráneos exhibidos para ser estudiados por genetistas.  Aparentemente los análisis preliminares serían concluyentes.  Tenían ADN mitocondrial con mutaciones no vistas nunca en un ser humano primate o en ningún animal conocido hasta la fecha. Sin embargo los pocos fragmentos inspeccionados, indica que son mutaciones sostenidas con lo cual se podría estar hablando de una nueva criatura humana muy distante del homo sapiens o los Neanderthal. Ni siquiera tendrían cabida en el árbol evolutivo conocido ya que son tan biológicamente diferentes que hubiera sido imposible cruzarse con los humanos. Los genetistas han demostrado que estos cráneos tienen dos huecos menores en la parte posterior, afirmando que flujo sanguíneo y tal vez un manojo de nervios lo excitaban con el objeto de alimentar el tejido dérmico. Esto da lugar a asegurar que esto no es obra de la artificial deformación del cráneo, sino que la naturaleza, de una u otra manera, hizo esto sin que la ciencia actual logre descifrar cómo, cuando ni porqué…

Si estos cráneos no son humanos y al mismo tiempo, son de seres superiores a animales conocidos en el planeta Tierra…¿de que clase de seres estamos hablando? ¿Son de procedencia extraterrestre o es una raza humana que la ciencia aún desconoce? ¿O son simplemente falsificaciones artificiales realizadas con fines desconocidos?

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *