Los Nuraga


nuraga01Allá en el sur de Italia,  misteriosa y fascinante se yergue altiva la segunda isla del Mediterráneo por tamaño, la octava de Europa y la cuadragésima octava del mundo:  la mágica Cerdeña.  Y justamente allí, repartidos por toda su geografía, se levantan los nuraga o nuraghe.

 

La pregunta sigue en pie: Que son los nuraga?. Para que se levantaron? Quienes los realizaron?.  Los nuraga son construcciones circulares de piedra en forma de torre con piedras ordenadas unas sobre otras, superpuestas sin ningún tipo de argamasa, unidas simplemente por su propio peso.

La técnica de su realización es definida como ciclópica y se basa en dejar que los cuerpos repartan su peso, dando una singular resistencia al conjunto, lo cual le ha permitido desde tiempos remotos permanecer en pie, orgullosos y desafiantes. La estructura no tiene cimientos y se sostiene sólo por el peso de las piedras que la forman, que pueden alcanzar varias toneladas.nuraghe_barumini_01 images images-4

Los nuraghe constan de una habitación y se dividen en dos tipos bien definidos: los tholos y los de corredor.  Los tholos van dibujando circulos concentricos cada vez más estrechos hasta forman una especie de cúpula.  Con el tiempo, los primeros nuraga que eran más simples, fueron evolucionando hasta formar auténticos anillos fortificados que le dan a la construcción una robustez prácticamente indestructible.images-3

Pese a lo simple y a la vez complejo de su diseño, no se sabe realmente cual era el fin de semejante diseño arquitectónico. Se habla de tumbas, de fortalezas, de viviendas destinadas al culto, prisiones y hasta de hornos de fundición.

La altura de los nuraga puede llegar a los veinte metros y su circunferencia supera muchas veces, holgadamente los diez metros.images-2 images-1 descarga descarga-2 descarga-1

Se han registrado más de ocho mil en toda la geografía de Cerdeña, de un lado al otro de la isla y con mucha más intensidad sobre el centro de su orografía montañosa, aunque los cálculos mas realistas afirman que han superado los 30.000 a lo largo de un período que se incia aproximadamente hace cinco mil años.

Eso da una densidad actual de una de estas fortificaciones por cada cuatro kilómetros cuadrados, lo cual demuestra que la civilización nuraghica ha sido más que prolífica y no llegó a sucumbir ni con la llegada de los fenicios ni con la conquista de los romanos.

Allí están por toda Cerdeña estas construcciones misteriosas. Nadie sabe quien las hizo ni para qué. Tampoco como se hicieron, ni cual es su función.  Tal vez sean observatorios astronómicos o quizás círculos orientados hacia los puntos cardinales con un fin determinado.

Al igual que los moais de la Isla de Pascua, el mágico Stonehenge o los misterios de las cientos de pirámides distribuidas por el mundo, los nuraga nos presentan otro interrogante que nos lleva a preguntar una y mil veces:  Pudo haber existido en nuestro planeta un hombre que desconocemos, creador, investigador y realizador de estos misterios ancestrales?

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *